miércoles, 25 de abril de 2007

Parte 15 de La cuarta estacion

only the best on line. Wellcome to my space

- Cristian mi amor, hola que haces aquí? Es bonito no hay mucha gente y me dejan tomar fotos, pronto me iré a otro lado.
- Si, pensé que no quería verme.
- Tontito, te amo, por que no habría de querer verte.

Me abrazo, me beso y yo no podía ser fuerte la veía y no quería que ella estuviera ahí, ella no era igual que ellos, ella no estaba loca, solo necesitaba sus medicamentos, no quería entender nada, le dije que la amaba y que no la iba a dejar, le deje unas rosas como la primera vez.

El doctor hablo conmigo y me dijo que ella ya no estaba bien, me empezó a explicar una serie de cuadros que tenían los esquizofrénicos y las cosas que podían hacer, yo no entendía nada y no pretendía entender, yo solo la quería ella, pero el doctor insistió en explicarme que ella solo tendría pocos cuadros lucidos y que con el tiempo ella ya no me recordaría, no quería creerle y salí de ahí, me fui a mi casa, llore como un niño, no quería perderla, me preguntaba una y otra vez por que a ella, por que Natasha si era una buena persona, talentosa, hermosa, no entendía.

No supe de ella unas semanas hasta que un día mi mama tomo una llamada, era la madre de Natasha, le dijo que había muerto, mi mama me lo dijo y yo no podía creerlo, la fui a buscar al hospital, y el doctor me dijo que se la habían llevado, llore y llore, no fui a su funeral, no quería aceptarlo, su madre se presento días después en mi casa con un par de cosas de ella y una carta que me había dejado, antes de morir, se había suicidado, no podía mas, con esa realidad, me lo explico todo y me dijo que fuera feliz, que me amaba, que nunca me iba olvidar, que nos encontraríamos en otra vida, que e seria mi ángel, que La recordara como la conocí, que no me olvidara de ella y que supiera que yo era la única persona a la que había amado, pues ella me esperaría, yun día llegaría el momento de dejarla, que si me enamorase de alguien mas, ella me estaría viendo y cuidando, que la escogiera con mucho cuidado, que no me apresurara, que todo llegaría un día, como yo llegue a su vida, que no la dejara ir si la encontraba y que no me preocupara por ella por que ella estaría contenta de saber que yo encontrase a alguien.

Cuando Cristian termino de contarme toda la historia, vi como una lagrima resbalaba sobre sus garganta y sus ojos café marrón se volvían más claros, su nariz y su labios color frambuesa, se ponían más rojos y brillantes, lo tome de la mano, lo abrace y él se aferró a mi como un niño a su madre, durante un buen rato estuvimos así. El no quería soltar me y yo no quería que me soltar, quería pasar una vida así, oyendo sus respiración sintiendo su cabeza en mi hombro sus manos unidas con las mías y su aliento que recorría todo mi cuerpo hasta llegar a mis tuétano.

1 diciendo lo bello sin caer en lo CURSI:

carina dijo...

hay que lindos mi vidaaaaaaa¡¡¡¡ esta parte me gusto mucho, aunque muy triste como la anterior... pero espero leer pronto que onda con cristian y samantha... tq mana